Author Topic: El mal de ojo  (Read 1657 times)

Crow

  • Administrator
  • Newbie
  • *****
  • Posts: 3832
El mal de ojo
« on: Enero 21, 2006, 09:51:03 am »


EL MAL DE OJO:


Un viejo hechizo para desviar los poderes del mal de ojo pide que se amarren en un mismo hilo a nueve escarabajos vivos y entonces, que se entierren en suelo consagrado a medianoche.
Un método más moderno (y menos burdo) para actuar en contra del mal de ojo es el siguiente: con el uso de un atame consagrado, el día de San Juan, la noche de Samhain o en cualquier noche, cortar un pequeño trozo de madera de fresno europeo de montaña (sorbus aucuparia), cuando la Luna esté en fase decreciente. Pintar en este pedazo de madera el antiguo símbolo egipcio del Ojo de Horus con tinta o pintura azul (desde principios remotos el color azul se ha utilizado como el color que desvía el mal de ojo). Luego de secarse la tinta o la pintura, llevar en el bolsillo, la bolsa de mano o en otra parte el trozo de madera como un amuleto protector.
Otro método mágico para protegerse en contra del mal de ojo incluye dormir con un pedazo de cuerda que tenga nueve nudos debajo de la almohada y el acto de girar sobre sí mismo en siete ocasiones en el sentido de avance de las agujas del reloj.
Este último método también funciona bien para romper con una racha de mala suerte, en especial si se realiza durante la fase decreciente de la Luna y se recita la siguiente incantación en ocasión de cada giro:

"Malos augurios y amargura del diablo,
disminuyan y luego cesen del todo
cuando la Luna oscura se desvanezca"




PARA MANTENER EL MAL ALEJADO DE SU HOGAR:


Preparar un té mágico por medio de la infusión de cualquiera de las siguientes hierbas y raíces, y, entonces, rociarlo en las esquinas y quicios de puerta de su hogar para purificar, combatir victoriosamente conjuros malvados e impedir la entrada al hogar de las fuerzas del mal: raíz de angélica (de la familia del perejil, género Angelica), floración de escobillas (plantas de los géneros Cytisus, Genista y Spartium), polvo de curry, cardo santo (géneros Onopordum, Cirsium y Cnicus), raíz de pokeweed (phytolacca americana, cuyas raíces y frutos son venenosos pero se pueden añadir a su agua de baño de tina o para limpiarse) y tormentilla (polentilla tormentilla, utilizada en el teñido amarillo de pieles).