Author Topic: EL OBSTACULO DE LA MENTE  (Read 2370 times)

adelmo

  • Newbie
  • *
  • Posts: 1
EL OBSTACULO DE LA MENTE
« on: Mayo 16, 2011, 10:43:19 pm »
abril 16, 2011
El obstáculo de la mente
By circulomagicomyrddin

EL OBSTÁCULO DE LA MENTE

 

En nuestro primer artículo de Toltequidad, mencionaba que el mayor obstáculo que impide lograr el desarrollo espiritual y tener una vivencia de nuestro real ser, es la mente.

 

Estamos tan identificados con ella que creemos que sin ella no es posible funcionar como seres humanos; aquí está la trampa de la mente, pues ya dejó de ser herramienta de trabajo para convertirse en nuestro amo, somos nosotros los sirvientes y no los señores.

Para poder lograr la iluminación, necesitamos ubicarnos por encima de la mente, detener su continuo parloteo para dar espacio a nuestra conciencia de revelarse y mostrarnos su contenido que nos lleve a la iluminación.

 

La forma como detendremos el continuo ruido mental es estar conscientes del ahora, del momento presente; haga el siguiente ejercicio: cuando se lave las manos esté atento a lo que está haciendo, como está parado, el movimiento y ruido del agua al caer en el lavabo, las burbujas de jabón, el aroma del jabón y si es posible y extiende un poco más su conciencia podrá integrar en el entorno antes descrito, los ruidos de la calle: en ese momento empieza a sentir una cierta paz  e integración con todo lo que le rodea en ese instante de tiempo.

 

Se dará cuenta que su mente ha estado en silencio y que le ha permitido a su conciencia hacer acto de presencia y regalarle unos momentos de paz, armonía y felicidad.

 

En esos momentos de conciencia se dará cuenta que no existen las dualidades, que todos somos uno y que formamos parte del todo, no hay el tú y el yo, ni lo bueno y lo malo, ni el aquí y el allá .

 

Ese mal hábito de identificarnos con los contenidos de la mente , es el responsable de que creamos que si dejamos de pensar dejaremos de ser; utilicemos la mente para desarrollar una actividad práctica, pero hagámosla a un lado para obtener los beneficios de la conciencia, de lo que verdaderamente somos, solo en ese estado de quietud mental podremos alcanzar la paz y felicidad.

 

La mente no es solamente pensamientos, también las emociones forman parte de su repertorio, mente y emociones nunca están separados ; cuando un hecho con una fuerte carga emocional nos deja expuestos, la mente lo procesa como una alerta de peligro y prepara al cuerpo a repeler la supuesta agresión; suele ser tan fuerte la respuesta de la mente que en muchas ocasiones se llega al suicidio o al asesinato sin motivo alguno.

 

Si estamos viviendo el AHORA y nuestra CONCIENCIA está al mando de la situación, esto no puede ocurrir  porque estamos  DESPIERTOS.

 

Estar despiertos no significa que tengamos los ojos abiertos y que aparentemente veamos lo que nos rodea, la realidad es que la mayor parte del tiempo estamos dormidos inconscientes de lo que nos sucede a nosotros mismos y al entorno, en este estado es cuando se cometen las peores atrocidades.